Protección al radón

El radón es un gas radiactivo que no tiene ni olor, ni sabor ni color. Es un gas que sin los equipos especiales necesarios, pasa totalmente desapercibido en nuestro día a día, aunque estemos expuestos a él y a los peligros que conlleva su inhalación.

El radón proviene del deterioro del Uranio, el cual está presente en las rocas, el suelo, el hormigón y los ladrillos. El Uranio, material radioactivo presente en los materiales, se va deteriorando, y produce el Radón, el cual tiene una vida muy corta ya que se desintegra por su inestabilidad.

El problema es que al ser tan inestable, es muy dañino al inhalarse.

Por eso es vital proteger nuestra vivienda de que este gas se introduzca en nuestro hogar. Pero, ¿Cómo nos podemos proteger? Os presentamos la variedad de productos que mantendran este peligro fuera del edificio.

Productos para protegerse del gas radón

Este año se ha actualizado el Código técnico de Edificación, y con la regulación (CTE-732/2019) se ha establecido

bajo el documento (DB-HS6), unas medidas de protección contra el gas radón, de aplicación obligatoria en edificios

de nueva construcción. En Ecospai ofrecemos solución certificada y aprobada. Láminas, complementos y cintas adecuadas para

que puedas proteger el edificio superando los requisitos establecidos.

Contacta con nosotros

Rellena este formulario y nos pondremos en contacto contigo

    Tu nombre (requerido)
    Tu correo electrónico (requerido)
    Tu teléfono (requerido)
    Poblacion
    Asunto
    Tu mensaje